Sinopsis

Tres asesinatos ocurren en Tokio que tienen una cosa en común: junto a la escena del crimen aparecen unos números. Esto permite al investigador jefe, junto con otras pruebas, deducir dónde puede tener lugar el siguiente acto delictivo.